A cuchilladas y con disparos asesinan a dos ciudadanos

GUAYAQUIL.-

Mario Macías Chacón y Pedro Toasa Bedoya, de 18 años, fueron asesinados entre la tarde y noche del pasado sábado, en la cooperativa Jacobito Bucaram (en la isla Trinitaria) y Bastión Popular, respectivamente.

En el primer caso, testigos de la mz. 10 de la cooperativa Jacobito Bucaram manifestaron que Chacón fue agredido con dos puñaladas a las 15:00 del pasado sábado presuntamente por su cuñado, Alberto Klinger Corozo.

Un morador, quien prefirió proteger su identidad, expresó que luego de una discusión el cuñado de la víctima lo agredió con un cuchillo en el pecho y en la cara, y se dio a la fuga. Habitantes de la zona llevaron a la víctima a bordo de una tricimoto hasta el hospital Guayaquil, en el suburbio.

“El señor era conocido. Vimos que llegó su cuñado y empezaron a discutir y luego ese hombre lo apuñaló, y lo quisimos coger, pero se dio a la fuga. Entonces lo llevamos rápido al hospital porque estaba muy mal”, expresó un testigo, quién no dio su nombre por temor a las represalias.

La conviviente del occiso, quien no quiso identificarse, indicó que no resistió la gravedad de los cortes y que horas más tarde falleció.

A las 10:30 de ayer, la mujer acudió con personal de la Policía Judicial del Guayas (PJ) y de la Fiscalía a una vivienda ubicada en la cooperativa Melina Toral, en la isla Trinitaria, donde estaría el presunto asesino. Sin embargo, no encontraron a nadie en el interior de la casa, por lo que acudieron al lugar donde el hombre fue agredido para obtener más versiones acerca del crimen.

Macías deja dos hijos menores de edad en la orfandad. Familiares realizaron la denuncia en la Fiscalía para que continúen con las investigaciones y se realicen más operativos para que encuentren al responsable del homicidio.

El otro suceso ocurrió la noche del sábado, en el bloque diez de Bastión Popular, en donde antisociales interceptaron a Toasa para robarle su celular y otras pertenencias. Al parecer la víctima opuso resistencia y los delincuentes le dispararon por dos ocasiones.

Según familiares, el joven estaba caminando hacia su vivienda, ubicada en el mismo sector, luego de haber participado en un partido de fútbol con varios amigos del barrio.

Habitantes de la zona expresaron que al escuchar los disparos llamaron a la ambulancia y que luego el herido fue trasladado hasta el hospital Universitario, en el km 23 de la vía Perimetral, en el noroeste.

La familia de la víctima acudió a la casa de salud, donde médicos confirmaron la muerte del joven universitario.

Ayer, en la morgue, varios amigos y familiares de Toasa acompañaron al padre de este, quien prefirió no dar detalles del hecho.

Fuente: Diario El Universo