Con cinco tiros mataron a un chofer informal en El Triunfo

EL TRIUNFO (GUAYAS).-

Moradores de la ciudadela Doce de Agosto se alarmaron a las 08:45 de ayer al escuchar varios disparos que contra Luis Ernesto Burgos Villón, de 45 años, hacía un sujeto alto, de tez canela y contextura gruesa, quien iba de copiloto en una moto.

Dos de los más de siete tiros acabaron con la vida de Burgos, quien laboraba como chofer informal y al momento del ataque iba en un Toyota Corolla, blanco, placa PIU-986, junto a la esposa de su hermano, Carlos Burgos. Desde el momento del hecho ella es considerada testigo protegido por la Policía.

Después del suceso, la mujer escuetamente indicó que se trasladaban a comprar pollos pelados. Al llegar a una cancha sintética, donde existe un rompe velocidades, Burgos disminuyó la velocidad del vehículo, instante que fue aprovechado por los criminales para dispararle en reiteradas ocasiones.

Era visible cómo una bala había atravesado el marco de la puerta lateral izquierda, y que al salir penetró en la garganta de Burgos y otro disparo le impactó en el pecho, cerca del corazón. Según moradores del sector, el malogrado conductor habría puesto su cuerpo como escudo para evitar que alguna bala hiera a su cuñada.

Esa confusa situación fue aprovechada por los asesinos, quienes huyeron con dirección al centro de la ciudad, mientras la víctima quedaba semivirada en su propio asiento.

El fiscal Orly Argudo Barroso conoció que varios casquillos de bala, que estaban en el interior del vehículo, fueron recogidos por la policía, disponiendo que el cadáver de Burgos fuera llevado a la morgue y luego de la autopsia practicada por el forense Robert Burbano Llerena, fue llevado a la ciudadela Carlos Yuqui Medina-Blanca Coello, donde residía.

Familiares del occiso explicaron que él laboraba como chofer particular en El Triunfo.

Fuente: Diario El Universo