Fatal Accidente Dejó Dos Muertos a Pocos Metros Del PAN, en Guayaquil

Un día antes de celebrar la llegada del nuevo año las carreteras del Guayas se tiñeron de sangre con la irreparable pérdida de dos camioneros, quienes se encontraron frontalmente en la mitad de una oscura pista que los condujo hasta la muerte.

El suceso se registró alrededor de las 22:30 del lunes, en el sector conocido como estero de Algarrobo, a pocos metros del Puente Alterno Norte (PAN). El camión, de placa BBI-0144, tenía como destino el mercado de transferencia de víveres en Guayaquil, donde Patricio Arboleda y su compañero Diógenes Stalin Zapata Arboleda entregarían los 215 sacos llenos de choclo que transportaban.

Las causas del accidente aún no están claras. Las investigaciones sabrán determinar quién invadió carril o quién cometió la imprudencia. Lo cierto es que a esa hora de la noche cayó una leve llovizna en la zona, por lo que la carretera se encontraba resbalosa.

Según el vigilante Cristhian Naranjo, tal vez esta fue la principal causa para que uno de los choferes perdiera el control y provocara el fatal encuentro contra un cabezal amarillo, de placa GSJ-1540, que iba en sentido contrario y cuyo conductor falleció al instante. Lo mismo que sucedió con Patricio, quien trasladaba los choclos. Los rescatistas debieron retirar los cuerpos que permanecieron atrapados en la cabina.

Mientras tanto, Diógenes Zapata, compañero de Patricio, debió ser trasladado de emergencia hasta el hospital Luis Vernaza de Guayaquil, donde permanece bajo pronóstico reservado.

En el sitio fue posible divisar extensas columnas de camiones que fueron paralizados por la tarea de rescate. Algunos conductores bajaron de sus vehículos descubriendo con nostalgia a las víctimas. Algunos expresaron solidaridad por sus “hermanos de ruta”, aunque nunca se hubieran conocido.

El camión blanco viajaba desde el cantón San Miguel, en la provincia de Bolívar. “Tal vez puede ser cansancio acumulado porque todos los días hacen alrededor de siete horas de viaje”, relató Eddy Ibarra, otro camionero, quien lamentó que Patricio dejara a dos hijos menores de edad en la orfandad.

Rodrigo Castillo, compañero de la víctima, aseguró que a la flota de la que forman parte les ha tocado un año bastante malo.

“Nuestros compañeros han sufrido tres accidentes fatales en menos de un año. Todavía tenemos hospitalizado a uno que se debate entre la vida y la muerte”, acotó.

Fuente: Extra.ec