Ley de discapacidades obliga a patronos a contratar discapacitados

AFP.-

La Asamblea Nacional aprobó una ley que obliga a los patronos a contratar a discapacitados y otorga a éstos beneficios en salud y acceso a créditos, informó este miércoles la institución.

El proyecto, avalado por unanimidad, establece que el empleador público o privado que tenga un mínimo de 25 trabajadores debe contratar a un 4% de personas con discapacidades en labores permanentes, señaló la Asamblea en su sitio en internet.

Esta exigencia va a acompañada de estímulos para los empleadores, que podrán deducir un 150% adicional en su declaración del impuesto a la renta sobre las remuneraciones y beneficios sociales de cada dependiente discapacitado.

Por otra parte, la ley prohíbe aplicar regímenes de preexistencia de enfermedades para evitar la discriminación de discapacitados que quieran contratar pólizas de vida o de salud prepagada.

Asimismo, prevé que el estatal Banco del Instituto Ecuatoriano de Seguridad Social otorgue créditos hipotecarios a ese sector de la población, reduciendo en un 50% el tiempo de las aportaciones necesarias para acceder a los mismos.

De igual forma, determina que los discapacitados pagarán una tarifa preferencial del 50% de la regular en los servicios de transporte terrestre, aéreo y marítimo, y tendrán beneficios tributarios y en el pago de los servicios básicos.

Se estima que la normativa beneficiará a cerca de un millón de personas, al considerar discapacitado a todo aquel que vea restringida en al menos 30% su capacidad para ejercer las actividades cotidianas.

El presidente Rafael Correa desarrolla la Misión Manuela Espejo, un programa de atención a discapacitados que se ha convertido en bandera de su política social.

La iniciativa, en el marco de la cual el gobierno realizó un diagnóstico para la atención prioritaria de 294 000 personas, incluye la entrega de casas y un subsidio mensual (equivalente a un salario básico de 292 dólares) por el cuidado de personas con limitaciones severas.